jueves, 4 de agosto de 2016

Balance de "Crisis de Solidaridad, Solidaridad ante la Crisis"


En octubre 2015 los distintos sectores de la Compañía de Jesús en España (Universitario, educativo, pastoral, social y comunidades de jesuitas) lanzaron el documento “Crisis de Solidaridad. Solidaridad ante la crisis”. Es el primer documento conjunto de todos los sectores de la Compañía en España.

El documento que tenía como uno de sus objetivos invitar a la reflexión desde un análisis de la realidad que profundice en las causas múltiples de los problemas que afrontamos como sociedad huyendo de las simplificaciones ha sido presentado hasta la fecha en más de treinta foros distintos en varias provincias de España y también a nivel europeo. Con el documento se ha intentado ayudar a preguntarnos cómo podemos contribuir a afrontar todos estos problemas; y dejarnos afectar por la realidad, abrirnos a ella, no permanecer indiferentes o ajenos a los problemas en nuestras universidades, colegios, plataformas locales, centros fe y cultura, organizaciones sociales, claustros de profesores, etc… Por ejemplo, en una de las presentaciones una de las asistentes compartía que le parecía “un documento muy válido no sólo para tiempos de crisis, sino para construir una sociedad”.

Además de su repercusión al interno de la familia ignaciana y otros foros el documento ha tenido un importante eco en los medios de comunicación religiosos, lo cual ha permitido expresar como sectores de la Compañía de Jesús “nuestra insatisfacción, pero no de forma pesimista y desesperanzada, sino con espíritu creativo y de búsqueda” a toda la sociedad española.

Para poder facilitar la difusión y la lectura se ha publicado una web donde está disponible el documento en cuatro lenguas: castellano, euskera, catalán y desde hace unos días también en inglés. Una vez más, la invitación es a leerlo con la esperanza de que sea instrumento para el examen de conciencia personal, además de una ocasión para evaluar el funcionamiento y la actuación de nuestras instituciones, y una invitación a seguir profundizando en el análisis de la situación y en las causas que la explican.

domingo, 12 de junio de 2016

#YoSoyTierraDeAcogida


#YoSoyTierraDeAcogida

Desde la campaña HOSPITALIDAD, promovida por el conjunto de las obras sociales jesuitas en España y con motivo del 20 de junio (Día Mundial de las Personas Refugiadas y Desplazadas), queremos invitaros a la presentación de la iniciativa #YoSoyTierraDeAcogida. Contaremos con la presencia de:

-Pedro Villena: Director general de Casa Árabe.
-Alberto Ares SJ: Delegado del Sector Social de la Compañía de Jesús en España.
-Daniel Villanueva SJ: Coordinador Cooperación Internacional de la Compañía de Jesús en España.

Seguiremos con una mesa redonda donde la palabra la tienen las personas refugiadas y migrantes. Ellos y ellas son los que conocen de primera mano lo que supone salir forzosamente de su país y solicitar asilo. Dicha mesa contará con los siguientes testimonios:

-Juan María (nombre falso para proteger su identidad), profesor africano residente en España. Lleva siete años esperando resolución de su solicitud de asilo.

-Mohannad Doughem, ingeniero y músico sirio-palestino. Entró a España por Melilla, fue a Suecia para reagruparse con su familia pero lo devolvieron a España por el Convenio de Dublín. Ahora tiene su solicitud de asilo en trámite y reside en Sevilla.

-Ana María y Natalia (nombres falsos para proteger su identidad), madre e hija centroamericanas que huyeron por motivos de persecución y amenazas de maras. Residentes en España con solicitud de asilo rechazada.

-Amina Al Zein, refugiada siria en Líbano. Directora de la escuela Telyany del Servicio Jesuita a Refugiados Líbano.

Moderará Cristina Manzanedo, responsable del área de Incidencia de la Campaña Hospitalidad.es.

Lugar: Casa Árabe (C/ Alcalá 62) Madrid, metro Principe de Vergara.

Día y hora: Jueves 16 de junio, a las 19 horas.

lunes, 16 de mayo de 2016

"Sueño una Europa..."


Sueño una Europa joven, capaz de ser todavía madre, una madre que tenga vida porque respeta la vida y ofrece esperanza de vida.

Sueño una Europa que se hace cargo del niño, que como un hermano socorre al pobre y a los que vienen en busca de acogida porque ya no tienen nada y piden refugio.

Sueño una Europa que escucha y valora a los enfermos y a los ancianos, para que no sean reducidos a objetos improductivos de descarte.

Sueño una Europa donde ser emigrante no sea un delito, sino una invitación a un mayor compromiso con la dignidad de todo ser humano.

Sueño una Europa donde los jóvenes respiren el aire limpio de la honestidad, amen la belleza de la cultura y de una vida sencilla, no contaminada por las infinitas necesidades del consumismo; donde casarse y tener hijos sea una responsabilidad y una gran alegría, y no un problema debido a la falta de un trabajo suficientemente estable.

Sueño una Europa con políticas realmente eficaces, centradas en los rostros más que en los números, en el nacimiento de hijos más que en el aumento de los bienes.

Sueño una Europa que promueva los derechos de cada uno, sin olvidar los deberes para con todos.

Sueño una Europa de la cual no pueda decir que su compromiso por los derechos humanos ha sido su última utopía.

El Papa Francisco en su discurso al recibir el premio Carlomagno.

sábado, 14 de mayo de 2016

Emergencia en Ecuador


Entrevista de Patricia Bordonaba Oliver (UNED Tudela) a Javier Andueza, responsable de Cooperación Internacional en América Latina de ALBOAN, sobre el terremoto de Ecuador y las necesidades de ayuda humanitaria para la reconstrucción de las zonas afectadas.

Ante desastres naturales como el de Ecuador enseguida oímos en los medios el conteo de fallecidos, desaparecidos, desplazados… Javier nos plantea la cuestión de si estamos hablando solamente de un “desastre natural”. «Nadie duda de que un seísmo es un desastre natural, pero la magnitud de sus consecuencias no lo son. Al menos en gran parte.» Y nos expone una comparativa a modo de ejemplo: el terremoto de Ecuador del 16 de abril tuvo una magnitud de 7,8 en la escala de Ritcher y provocó la muerte de 655 personas, según el último recuento; el de Chile del 16 de septiembre de 2015 tuvo una magnitud de 8,4 y 15 fallecidos; y remontándonos al 12 de enero de 2010, el terremoto de Haití con 7,3 grados mató a 223.000 personas.

«Vemos que no hay una relación directa entre intensidad del seísmo y el número de víctimas mortales. La magnitud de este tipo de tragedias depende de la suma de muchos factores: intensidad del terremoto, densidad de población de la zona afectada, etc… Pero sin duda uno de ellos, y no es un factor menor, es el grado de vulnerabilidad de la población afectada. No sólo influye en la magnitud de la tragedia (número de vidas humanas, daños en infraestructuras, etc…) sino también en la capacidad posterior de reconstrucción y recuperación. Creo que es importante resaltarlo, para hacernos conscientes de esas vulnerabilidades, algo que organizaciones como ALBOAN tratamos de paliar de forma continuada.»

Organizaciones locales

Unas 20.000 personas se han quedado sin hogar. Se ha declarado el estado de emergencia en las provincias de Esmeraldas, Manabí, Guayas, Santo Domingo de los Tsáchilas, Los Ríos y Santa Elena, así como el estado de excepción en todo el territorio nacional. El compromiso es tan necesario en la emergencia como en la reconstrucción. «Este tipo de tragedias suelen ser noticia durante los primeros días y semanas, pero ese no es el tiempo de recuperación de la vida de las personas afectadas por el desastre. Este plan que apoyamos desde ALBOAN maneja ese tiempo de emergencia, pero incluye también una fase de reconstrucción que durará, al menos, hasta finales del año 2017. Ojalá consigamos una continuidad en los apoyos que permita normalizar la vida de los beneficiarios de nuestra ayuda.»

ALBOAN colabora con Ecuador apoyándose en el trabajo de organizaciones locales. Cuando se produce una tragedia de estas características, contactan con ellas y, si van a llevar a cabo acciones de emergencia y/o reconstrucción, activan inmediatamente una campaña de recogida de fondos para apoyarlas. Javier nos ha descrito el proceso que se pone en marcha cuando ocurre el desastre y evalúan las posibilidades de ayuda directa.

«En los últimos años tenemos un protocolo de respuesta junto con varias organizaciones de la Compañía de Jesús en Europa que conformamos la Red Xavier. De esta manera la campaña de apoyo puede hacerse coordinadamente. En el caso del terremoto, al poco de producirse el desastre nos escribieron desde la Compañía de Jesús en Ecuador confirmándonos que iban a dar respuesta a necesidades inmediatas de emergencia y posterior reconstrucción a través de varias de sus instituciones presentes en la zona. Desde España la interlocución la estamos teniendo con Soljusticia, organización Jesuita en Ecuador que ha asumido la coordinación de la emergencia, tanto en la captación de fondos como en la ejecución del plan de acción conjunto.»

Entre las organizaciones jesuitas que están trabajando sobre terreno está también la Fundación Río Manta, creada en 1976 en la ciudad de Manta y que comenzó en los suburbios, junto al río del mismo nombre, como una pequeña clínica médica para luego crecer con distintos programas de prevención sanitaria, protección de derechos y servicio de comedor para personas ancianas. Otra organización importante en Ecuador es Fe y Alegría Ecuador, la red educativa más importante del país detrás del sistema educativo estatal. «En las áreas más afectadas por el terremoto, Fe y Alegría cuenta con 44 escuelas con 13.600 estudiantes (en Santo Domingo, Manabí, Guayas y Esmeraldas). Hay distintos tipos de servicios educativos: educación formal, centros de formación profesional para jóvenes y centros para niños con necesidades especiales.» Finalmente Viviendas Hogar de Cristo trabaja sobre todo en la promoción de casas sociales. Desde el año 2001 también promueve programas económicos, de microemprendedores, salud, educación, casas para víctimas de violencia sexual y otras actividades sociales.

Ejes de acción

«A través de Soljusticia, que como he comentado coordina las acciones en Ecuador, nos han enviado una propuesta que abarca 3 ámbitos: ayuda de emergencia, educación y habitabilidad.»

Analicemos pues esos 3 ejes de acción prioritaria en la reconstrucción de Ecuador:

1. La ayuda de emergencia está siendo la acción más inmediata, y consiste en ayuda humanitaria y apoyo psicosocial a las víctimas. La Fundación Río Manta está distribuyendo medicinas y alimentos en la ciudad de Manta, atendiendo a personas heridas, ancianos y familias que han quedado sin hogar.

2. La educación es también una emergencia. «Cuanto antes puedan los niños y las niñas asistir lo antes posible a las escuelas, recuperar la vida normal y a superar el trauma vivido en los días pasados.» La reconstrucción educativa implica reparar infraestructuras dañadas.

3. La habitabilidad es igualmente urgente. Se están construyendo viviendas de emergencia para las familias que se han quedado sin hogar y en una fase posterior se llevará a cabo un plan de reconstrucción definitiva de viviendas.

Los fondos recaudados desde ALBOAN irán destinados a este plan de acción. En los dos primeros meses, están yendo principalmente a la ayuda de emergencia (compra de medicinas, alimentos, empezar a construir y repartir viviendas de emergencia, etc…) y conforme se vayan paliando esas necesidades inmediatas, el dinero se destinará a la reconstrucción propiamente dicha.

Para ello ALBOAN tiene habilitados los siguientes canales:

• Donativo ONLINE: a través de la web de ALBOAN: http://www.alboan.org/ayuda-terremoto-ecuador/

• SMS Solidario: Donativo de 1,20 € mandando la palabra “alboan” al 28014

• Transferencia bancaria en cualquiera de los siguientes números de cuenta:

LABORAL KUTXA ES80 3035 0083 2908 3011 9602

KUTXABANK ES98 2095 0000 7091 1231 4985

BANKOA ES95 0138 0006 4700 1047 2270

BBVA ES54 0182 1290 3302 0150 7630

martes, 15 de marzo de 2016

"Tenemos 72 horas para actuar"


Bajo el lema“Tenemos 72 horas para actuar”, las entidades de acción social de la Iglesia que trabajan con refugiados y migrantes —Cáritas, CONFER, el Sector Social de la Compañía de Jesús y Justicia y Paz— lanzan hoy una campaña viral de recogida de firmas para reclamar al Gobierno de España su oposición a ratificar, en la reunión del Consejo Europeo que se celebra los próximos 17 y 18 de marzo, el principio de acuerdo alcanzado la semana pasada entre la Unión Europea y Turquía para devolver a suelo turco a los refugiados y migrantes que llegan a territorio europeo a través de la Frontera Este.

Según el texto aprobado, por cada persona siria devuelta desde la UE a Turquía, se trasladaría a una persona siria desde este país a Europa, aunque el cuándo y el cómo de ese reasentamiento son cuestiones absolutamente inciertas. El resto de personas migrantes y refugiadas procedentes de otros países que lleguen a Grecia se devolverían a Turquía.

Para las entidades promotoras de la campaña, este plan supone llevar a cabo devoluciones colectivas y tratar a las personas que huyen de la guerra y de las migraciones forzadas como monedas de cambio. Además, vulnera los derechos humanos y el estado de derecho en Europa.

No se trata de una crisis de refugiados sino de una crisis de Europa, ya que lo que se pone en juego con la firma de este acuerdo son los valores y la identidad europea. Cabe señalar, además, que tanto España como Europa tienen los medios para ayudar a estas personas. Por esa razón, se pide al Gobierno español hospitalidad en vez de hostilidad y se exige al Consejo de la Unión Europea la protección de migrantes y refugiados con derechos, y la adopción de políticas urgentes de acogida e integración, en vez de medidas que alientan el miedo y rechazo al otro.

Además, el acuerdo, que sería contrario al Derecho Internacional y al Derecho Comunitario, ha sido rechazado también por numerosas instituciones civiles y por la inmensa mayoría del Congreso.

Las organizaciones de Iglesia que trabajan con personas migrantes y refugiadas se suman al rechazo a este acuerdo. Para ello, a través de la recogida de firmas se pide al Gobierno español que no apoye la ratificación del mismo y que defienda:

- Mantener abiertas las fronteras externas de la Unión Europea para garantizar el acceso a las personas con necesidades de protección.
- Tramitar individualmente cada solicitud de asilo y sin discriminación por razón de nacionalidad, conforme a la normativa europea e internacional.
- La prohibición de devoluciones colectivas a Turquía o a cualquier otro país.
- La necesidad de solidaridad con los países europeos a donde están llegando la mayoría de los refugiados, así como con los países limítrofes a los conflictos, que albergan las cifras más elevadas de personas refugiadas.
- Establecer vías de acceso legal y seguro a Europa, y un sistema de distribución de la población refugiada en Europa que sea justo para los Estados y para las personas refugiadas.
- La necesidad de abordar las causas por las que tantas personas abandonan involuntariamente sus hogares por el miedo, la guerra o el hambre.

[FIRMA AQUÍ TU PETICIÓN AL GOBIERNO]